¿Cómo ha evolucionado el manejo de la diabetes a través de la historia?
 
Un grupo de adultos mayores saludables

¿Cómo ha evolucionado el manejo de la diabetes a través de la historia?

Abbott siempre busca alternativas para posibilitar un mejor manejo de la diabetes

Saber cuál es la mejor manera de controlar la diabetes siempre ha sido una pregunta clave; pero afortunadamente para todos aquellos que viven con esta condición en el siglo XXI, el manejo de la diabetes ha mejorado enormemente. Hoy en día sabemos, por ejemplo, que el monitoreo frecuente de los niveles de glucosa en la sangre, especialmente en aquellos pacientes que deben tomar insulina, es fundamental para gozar de una vida saludable.

En la actualidad, el tratamiento de la diabetes es mucho más fácil, seguro y confiable, gracias a la innovación que Abbott ha brindado para el control de esta enfermedad. Pero ¿en qué magnitud habrá podido cambiar el manejo de esta condición desde siglos pasados hasta la actual era digital? Averigüémoslo:

Años 1880 - 1890

En 1889, el científico alemán Oskar Minkowski descubrió el importante rol que desempeña el páncreas como regulador de la glucosa en el organismo. Sus experiencias llevaron a desarrollar los análisis de orina para estudiar los niveles de azúcar en la sangre.

Años 1920 – 1930

En 1920, un grupo de científicos de la Universidad de Toronto, llevó a cabo un gran avance médico, al ser capaz de aislar la insulina por primera vez; esto condujo al primer tratamiento de diabetes en humanos.

Al siguiente año, en 1922, Leonard Thompson, un niño de 12 años, se convirtió en la primera persona en recibir insulina y mostrar una gran mejoría.

Tres años más tarde, habría otro avance para el manejo de la diabetes al presentarse la primera prueba casera de glucosa. Esta prueba mezclaba orina con una solución especial que debía reaccionar al calor cambiando de color.

Años 1940 – 1960

En los años cuarenta se desarrolló una insulina de acción prolongada y se creó una nueva prueba de glucosa en orina que solo requería mezclar unas tabletas con este líquido.

Hacia el año 1956, solo bastaba que las personas sumergieran un copito en la orina para identificar los niveles de azúcar; sin embargo, esta prueba no fue tan confiable.

Ya en los años sesenta, las personas podían verificar los niveles de glucosa con tiras reactivas, aunque en aquel tiempo, estos análisis también fueron propensos a errores.

Años 1980 – 1989

En 1987, apareció ExactTech, el primer medidor de glucosa en su tipo; poseía el tamaño de un bolígrafo y funcionaba con tiras de electrodos de un solo uso.

Poco después, en 1989, Abbott lanzaría la línea de productos nutricionales, Glucerna: malteadas y barras nutritivas que no solo ayudarían a reducir los niveles de azúcar, sino que también funcionarían como fortificantes y serían un complemento ideal para el manejo de la diabetes.

Años 1990 – 1999

En 1995, MediSense creó el primer sistema de glucosa diseñado para hospitales, Precision G; este sistema llevó a que la atención fuera más rápida y próxima al sitio de atención del paciente.

En el año 1996, los laboratorios Abbott adquirieron MediSense, acción que estimularía la innovación de Abbott en productos de prueba y monitoreo de glucosa para mejorar el tratamiento de la diabetes.

Años 2000 – 2009

En 2002, se lanzó en el Reino Unido, el glucómetro, MediSense SoftSense. Esta era la primera vez que un sensor totalmente automático podía recolectar y analizar glucosa a través de una muestra de sangre en el antebrazo, la parte superior del brazo o el pulgar.

Posteriormente en el año 2004, Abbott adquiere TheraSense y la fusiona con MediSense para crear la División del Cuidado de la Diabetes.

Ya en el año 2006, Abbott lanzaría su línea de productos, FreeStyle; una línea que buscaba hacer las pruebas de glucosa mucho más fáciles y precisas, ajustándose a las necesidades de la cotidianidad.

Años 2010 - Presente

En 2010, Abbott presentó las etiquetas Freestyle ZipWik, las cuales facilitaron las muestras de sangre y redujeron el gasto en tiras de prueba. Ese mismo año se lanzó el primer sistema de monitoreo de pantalla táctil que permitía a las personas registrar los resultados de las pruebas de forma electrónica.

En 2014, Abbott presenta en Europa, FreeStyle Libre, el primer sistema de monitoreo continuo de glucosa (CGM); una tecnología revolucionaria de sensores de glucosa que eliminaría la necesidad de punción digital1 en el tratamiento de la diabetes. FreeStyle Libre funciona con un pequeño sensor que se pone en la parte posterior del brazo y que permite escanear los niveles de glucosa en el líquido intersticial (el líquido que rodea las células del cuerpo) a través de un diminuto filamento. Este sistema es muy discreto y práctico para el manejo de la diabetes, ya que incluso puede medir los niveles de glucosa a través de la ropa2.

Entre 2017 y 2018, la Administración de Alimentos y Medicamentos de EE. UU. (FDA) aprobó que el sistema FreeStyle Libre reemplazara los sistemas de monitoreo de glucosa en la sangre (BGMs) en adultos con diabetes en ese país. Esto ha permitido que el dispositivo ahora se encuentre disponible en 46 países del mundo, incluyendo a varios países de Latinoamérica, como Colombia, Chile, México, Brasil y Argentina.

Así que ahora los colombianos con diabetes también pueden disfrutar de FreeStyle Libre para monitorear sus niveles de glucosa automáticamente durante 10 días, noche y día, sin necesidad de lancetas1.</p>

  1. Es necesario realizar una prueba de punción digital con un sistema de control de glucosa en sangre, cuando el sistema lo indique, cuando los niveles de glucosa cambien rápidamente, si se presentan síntomas de hipoglucemia o hiperglucemia o si los síntomas no corresponden con las lecturas del sistema.
  2. El lector puede capturar los datos del sensor cuando está situado entre 1cm y 4cm de este.

Nota: revise toda la información del producto antes de usarlo o comuníquese a la línea gratuita de Abbott 01 800 518 1895 o visite el sitio https://www.freestyle.com.co para más indicaciones de uso e información de seguridad.

Abbott hace que el manejo de la diabetes sea mucho más fácil y confiable para que vivas mejor.